Los “intelectos” y las “emociones” en los profesionales de la Formación Vial

Siempre, como lego o ignorante en estas cosas de la mente, me lleno de confusiones, como profesor; a veces me distraigo y confundo el coeficiente intelectual con la nueva palabra y de moda de inteligencia emocional, llegué incluso a trastocarlas, en verdad no son conceptos contrarios  más bien solo diferentes. Todos los profesores de formación vial representamos la mezcla característica y particular entre el “intelecto” y la “emoción“. Las personas que tienen un elevado coeficiente intelectual, pero que, por el contrario, manifiestan una escasa inteligencia emocional, o que, en cambio, muestran un bajo coeficiente intelectual con una elevada inteligencia emocional, suelen ser, a pesar de las opiniones, relativamente complicadas y raras. De todas formas, parece como si existiera una leve correlación entre el coeficiente intelectual  y ciertos aspectos de la inteligencia emocional, pero lo suficientemente débil para dejar bien aclarado que se trata de entidades completamente diferentes e independientes. Aunque se han realizado diversas investigaciones de los elementos que componen la inteligencia emocional, algunos de ellos, como la empatía que debemos  tener con nuestros propios alumnos, solamente se pueden valorar colocando a prueba la habilidad real del profesor para ejecutar una tarea específica, por ejemplo, como el reconocimiento de las expresiones faciales de los alumnos grabadas por algún sistema. El eminente psicólogo Jack Block, de la universidad californiana de Berkeley,  utilizando una medida muy parecida  a la inteligencia emocional que él denominaba  <capacidad adaptativa del “ego”>, que incluye las principales competencias  emocionales y sociales,  ha establecido una comparación de dos tipos teóricamente puros, el del individuo con aptitudes emocionales altamente desarrolladas y el tipo puro de individuo con un elevado coeficiente intelectual.

El tipo puro de persona con un elevado coeficiente intelectual, evitando o eludiendo la inteligencia emocional,  constituye casi una caricatura del intelectual entregado al dominio de la mente pero completamente inútil o inepto en sus tareas personales y entorno social. Los rasgos más sobresalientes  difieren ligeramente entre alumnos y alumnas. No es de extrañar que los alumnos con un elevado coeficiente intelectual se caractericen por una amplia gama de intereses y habilidades intelectuales  y suelan ser ambiciosos, productivos, tenaces, predecibles y poco dados a reparar en sus propias necesidades. Suelen ser críticos, aprensivos, condescendientes, inhibidos, a sentirse incómodos con la sexualidad  y las experiencias sensoriales en general y ser poco expresivos, distantes, y emocionalmente fríos y, a la vez, tranquilos.

Los alumnos que tiene una elevada inteligencia emocional suelen ser socialmente equilibrados, extravertidos, alegres, como un compañero mio, con poca predisposición para la timidez y transmitir sus preocupaciones. Están dotados de una gran capacidad para comprometerse con las causas nobles y las personas. Además suelen adoptar responsabilidades, manteniendo una visión ética de la vida. Son afables y cariñosos en sus relaciones. Su vida emocional es rica y apropiada; se sienten a gusto consigo mismo, con sus semejantes y el entorno social en donde viven.

El tipo puro de alumna  con elevado coeficiente intelectual manifiesta una previsible confianza intelectual, es capaz de expresar claramente un pensamiento, valora las cuestiones teóricas  y presenta un variado y amplio abanico de intereses estéticos e intelectuales. También tienen tendencias a la ansiedad, a la preocupación y la culpabilidad, mostrándose poco dispuestas a expresar públicamente su enfado o desagrado, aunque lo expresen de forma indirecta.

Por el contrario, las alumnas emocionalmente inteligentes  suelen ser enérgicas y expresar sus sentimientos sin condiciones, tienen una visión positiva  de si mismas  y para ellas la vida tiene siempre un sentido. Suelen ser abiertas y sociables, expresan sus sentimientos de forma adecuada en vez de tener arranques emocionales de los que más tarde tengan que arrepentirse., soportando con tranquilidad cualquier tensión.Suelen hacer con facilidad y rápidamente amistades y se sienten a gusto consigo mismas para mostrarse alegres, espontáneas y abiertas .. Raramente se sienten ansiosas , culpables o se ahogan  con sus preocupaciones.

                                                             Tiberio de NW

Enfoques

Clubautoescuela View All →

Experto en Formación Vial

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: