LA “PRESUNTA” TERGIVERSACIÓN DEL “DERECHO AL HONOR” QUE “ALGUNOS”, POR IGNORANCIA, PRESUNTAMENTE VULNERAN Y NO RESPETAN


Continuamente leo a algunos atrevidos, mal educados e impertinentes sujetos, en determinados chats, que emplean cuando quieren calumniar o falsear algo la palabra “presunto” o algún derivado de la misma, que nunca logré comprender esa expresión a qué viene dado que entiendo que tratan de emplearla como una “coraza” de su lenguatería bastarda y mal oliente. Pero, también es cosa curiosa, que en lengua portuguesa la palabra “presuntoviene del cerdo…ahora ya entiendo porque emplean con frecuencia esa palabra, creo que por afinidad.

Recientemente el Tribunal de Estrasburgo, dictó una sentencia curiosa que rompe todos los moldes del sentido común y del honor. Siempre entendí que ofender a los Jefes del Estado es – o debería ser- ofender a la nación misma, a la sociedad entera, a la que representan en su unidad. Pero eso que aprendiste de pequeño se convierte en otro concepto diferente que le llaman “libertad de expresión“, enmierdar a quien nos dee la gana de forma impune y sin temor a nada. Así nos encontramos con cantidad de “presuntos“…….vociferantes y tóxicos en nuestra profesión y otras.

El honor de las personas es algo que está muy dentro de ellas y, al mismo tiempo, también fuera de las mismas, es lo que íntimamente pertenece  a la personalidad y la identidad de cada uno y, en sentido negativo, el deshonor es lo que otros  nos niegan, como le ocurre al “zoquete/ignorante  y aldeano” de Montefrío. Pero es tan fuerte en su sentido positivo que el honor jamás se pierde en los hombres de bien porque nos lo nieguen, incluso tampoco cuando somos nosotros los que lo ignoramos, dado que es algo que se nos da  con la propia vida, algo consistente para nosotros y los demás que lo merezcan.

Se podría traer a estos tiempos a uno de los personajes de Calderón de la Barca, el Alcalde de Zalamea, cuando dijo: <<Al Rey la hacienda y la vida se ha de dar, pero el honor es patrimonio del alma, y el alma solo es de Dios>>

El Tribunal de Estrasburgo ha manifestado o declarado que <<quemar una foto de los Reyes, en una concentración o tumulto callejero (públicamente), se define con la nueva terminología o libertinaje de “libertad de expresión“>>, condenando al Reino de España por aplicar un código penal y condenar a los autores de esa injuria o maldad. Con ello, este Tribunal ha perdido para muchos  su propia legitimidad, por tergiversar o cambiar el sentido del honor que todos conocemos, en este caso de quienes tienen atribuida la dignidad más alta, social y políticamente comentando, que es la representación de todos los ciudadanos. Aceptar acrítamente que eso es ·”libertad de expresión  es pretender de nosotros que<<comulguemos con ruedas de piedra de molino>> Es ignorar que la libertad de expresión no es absoluta y está supeditada a otras libertades y derechos de los demás ciudadanos, como cualquier libertad pública respetuosa o derecho fundamental, que termina siempre donde comienzan los derechos de los demás. Pero. de forma curiosa, esos límites sólo están explicitados constitucionalmente con respeto a la “libertad de expresión“, cuyo ejercicio queda determinado y limitado, de forma especial, por el <<derecho al honor, la intimidad, a la propia imagen y a la protección de la juventud y de la infancia>>  que los “presuntos” charlatanes ignoran Y A LA VEZ DESCONOCEN.

                                                                       Breogan del NW

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.