Desde la maldad a la bonanza en la empresa, Mindset.


Adiestrar y entrenar nuestras propias mentes y gobernarlas es la habilidad o destreza más importante que podemos tener, tanto en términos de llegar a la felicidad con nuestro cuerpo y alma como de llegar a conseguir nuestras metas. No creamos que sólo trabajando duramente mediante jornadas interminables y leoninas para competir en precios con nuestros compañeros del sector de autoecuelas llegaremos lejos, más bien nos acercaremos al “abismo” y  “desprestigio” por ofrecer de una forma mercantil una “baja calidad en la enseñanza” en las tareas que practicamos. El cuerpo humano tiene unos límites, que si los superamos,  se traducen en fracaso, fatiga mental, física y poco rendimiento profesional. Existe un tema previo que debemos considerar y solucionar: nuestras creencias a como obtener el dinero en la autoescuela y como llegar a la riqueza, tanto material como espiritual o profesional. Si somos profesionales pobres o limitados de mente, también lo seremos “materialmente“, porque de una manera consciente o inconsciente, estaremos generando obstáculos que nos impidan ganar dinero para mantener nuestras empresas. Por eso, la mejor inversión o la mejor acción es la de realizar una transformación o “revolución mental”; cambiar unas creencias o actuaciones perversas y limitadas por otras que nos generen posibilidades de llegar al éxito. <<O dominamos nuestras mentes o ellas nos dominan a nosotros>> Nuestro nivel de ingresos, ha de ser proporcional a nuestro nivel de trabajo y calidad del mismo, podemos crecer sólo hasta el nivel que podamos crecer nosotros y nos sea posible. T.Harv Ecker, escritor, empresario, orador motivacional canadiense, conocido por sus teorías de la riqueza y la motivación dijo y señaló: <<Si crees que vales poco, aceptarás esa creencia y provocarás que en tu vida nunca haya suficiente. Sin embargo, si crees que vales mucho, validarás esa creencia y crearás mucha abundancia>> El “mucho” será nuestra raíz, que luego se convertirá en “muchos” beneficios y éxitos.

Sólo existe una forma de tener el control de nuestras vidas: situando la “responsabilidad” sobre nuestras espaldas. Si hacemos depender nuestras vidas de otros compañeros, nos convertiremos en muñecos o marionetas al servicio de ellos, seremos cola de ratón y no cabeza de león. O somos nosotros quienes tomamos las decisiones sobre nuestra profesión y vidas, o son otros los que las toman  por nosotros. Por la parte nuestra creeremos en las causas y sus efectos; los otros no analizarán nada y se guiarán y conducirán por la buena o mala suerte de sus ofertas mercantiles.

Los problemas nunca desaparecen, en unas ocasiones son unos en otras son otros; sólo hay una forma de vencerlos y superarlos, mediante las habilidades necesarias para conseguir superarlos. Cuanto más crecemos como profesionales de la formación vial y, a la vez, como personas, más recursos tenemos a nuestra disposición para afrontarlos y superarlos. Por eso, nunca debemos dejar de leer y aprender para actualizar  nuestros conocimientos y estar a la altura de nuestra tarea de enseñar a conducir con eficacia y seguridad. Lo peor es: esconderse como el avestruz debajo del ala cuando siente el peligro y escapar o huir de los problemas, es cosa de cobardes. Esto último tiene un coste profesional y personal bastante elevado:<<La huida calma y alivia, pero no cura>> El secreto del éxito está en que crezcamos nosotros  de forma que seamos más grandes que nuestros problemas. También, no es de tratar  de evitar los problemas ni deshacerse de ellos; tampoco que nos acobardemos y huyamos de ellos. La comodidad es el recurso de  “cobardes” y los “charlatanes de pistas de exámenes”, de aquellos que de “boquilla” y la sierra con cantos les gustaría hacer muchas cosas, pero que no se atreven por desidia, acojonamiento, cobardía o miedo. Esas “actitudes” generan muchas frustraciones. El verdadero crecimiento o éxito llega y está asociado a incomodidades, tensiones, entre lo que somos y podemos ser. El verdadero y serio crecimiento llega  cuando estamos resueltos y decididos a abandonar y desafiar nuestras comodidades o zonas de confort.

                                              José Manuel López Marín

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.