En las autoescuelas cuando tomamos como amiga y aliada a la “incertidumbre” el miedo desaparece


La consecuencia de convertir la “incertidumbre“, abundante en nuestro sector de autoescuelas, en nuestra amiga y aliada, se convierte en un desapego a los resultados. Normalmente,,  cuando nos abrazamos a la “incertidumbre” en nuestra profesión, el miedo desaparece. Éste existe y lo tenemos cuando nos anticipamos a los acontecimientos que deben de ser de una cierta manera, como pensar y hacer propios nuestros propios pensamientos y razones. Quién no se una o se funda o abrace con la “incertidumbre” demuestra que está gripado, amarrado, agarrotado, tenso y rígido, no tiene la “actitud” adecuada para analizar, investigar y descubrir; no deja que nuevas preguntas entren en su mente y se agarra  con firmeza a respuestas cómodas y conocidas que lo condicionan. Cuando vivimos abiertos brota o mana como la vida misma. <<Da igual cuál sea nuestra suerte específica mientras la afrontemos con total abandono>> Juan Matus, lo que supone estar plenamente en el momento presente y abrazar o unirse a la “incertidumbre“.

A “algún intelectual  de la sierra de nuestro sector le recomendaría que dedicara más  tiempo al sano silencio, a algo tan sencillo como meditar, a acallar su diálogo indisciplinado y malévolo de su interior. En los momentos de silencio, cobra conciencia de que estamos reconectándonos con nuestra fuente de conciencia que nos evita decir o escribir tonterías o inexactitudes. Prestemos atención a nuestra vida interior, a nuestra morada,  para que podamos conducirnos por nuestra “intuición“, antes que por interpretaciones tendenciosas llegadas por simpatía, impuestas por consejeros o ínclitos sabios exteriores, de lo que conviene o no conviene hacer.

El “silencio” nos cura como pócima o remedio a nuestro desvarío, porque nos permite conectarnos con nuestros propios valores y auténtica esencia, con lo que somos de verdad y nuestro propio ego. La sabiduría de nuestra profesión reside dentro de nosotros mismos, cuando somos razonables, mesurados y ponderados, sólo reconectándonos con nosotros mismos podemos o lograremos sentirnos satisfechos. Cuando no sucede de esta forma, actuamos desde nuestro “ego“, desde el personaje extraño creado desde nuestros pensamientos. Entonces, vivimos en un estado de constante “frustración“, debido  a que remediar o satisfacer las exigencias de nuestro “ego” no es una tarea fácil. El “ego“, como dice mi colega de Lebrija, nunca está en estado de placidez ni satisfecho porque las valoraciones externas no son siempre las que deseamos obtener ni las que nos corresponden. Desgraciadamente, nosotros no somos nuestro dinero, ni nuestro trabajo, ni nuestros reconocimientos. Somos, como profesionales del “aprendizaje de la conducción,” más grandes que eso, y cuando logremos reconocerlo y conectemos con el problema, la visión de la vida, nuestra profesión, nuestra familia y la satisfacción personal cambiarán a mejores tiempos y formas de vivir muy alejados del “low cost” dañino que practican algunos descerebrados.

Escuchemos y detectemos la sabiduría de nuestro cuerpo y mente, que se expresa  por señales de confort y comodidad. Cuando elijamos ciertas conductas equivocadas, debemos preguntar a nuestro cuerpo qué siente al respecto en ese momento. Si nuestros cuerpos envían señales manifiestas de inquietud física o emocional, debemos tener cuidado y prestar atención. Si por el contrario, nos envia señales de “comodidad” y “anhelo” debemos de proceder en consecuencia.

Los sentimientos son el lenguaje de alma y constituyen una buena señal o indicador  si estamos si o no transitando por el buen y correcto camino. Cómo nos sintamos en cada momento mostrará  nuestro grado de conexión o desconexión con nuestra profesión y la propia vida. <<Confiemos en lo que sentimos más que en lo que pensamos>> Deepak Chopra, médico.

                                                  José Manuel López Marín

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.