En las autoescuelas, recordar el pasado es una de las peores elecciones


Siempre que vivamos aferrados al pasado, a lo viejo, a lo obsoleto, a nuestros errores y a la crisis que tenemos encima las autoescuelas, el fracaso marcará nuestros límites, nos ahogará o nos dará muerte lentamente. En verdad, ¿Hemos llegado al estado de fracasados profesionalmente? En sí, ese no es el problema, fracasar  es permanecer o mantenerse en el mismo lugar o situación de derrota de forma estática. Vivir ligado a las tradiciones en las autoescuelas es negarse a tener la oportunidad de prosperar y de nuevo avanzar. Recordar el pasado es la peor de las elecciones. Si permanecemos en él, le estaremos otorgando el poder y autoridad que nos robe el presente como formadores viales y la consecución de un bien común en esta profesión. El pasado y los recuerdos de antaño nos roban los sueños y el destino de conseguir una formación vial reglada y obligatoria. <<Nuestro presente, nuestra visión de futuro, no depende ni de las herencias recibidas ni de nuestro pasado en valores>> La Biblia dice: <<Las cosas viejas pasaron, he aquí  que hoy son todas nuevas>>

No miremos para el pasado, con esta nueva Dirección General de la DGT, tenemos atisbo de un “cambio” que llevamos años deseando que se produzca. El avanzar y las nuevas perspectivas de formación de conductores es emocionante y desafiante  a pesar de todo. La única forma de impedir que regresemos al pasado es detenerlo antes de que suceda. Afrontar cada circunstancia, superarla o vencerla es lo que da  esa ilusión que nos incentiva y estimula a seguir hacia delante. Lo que hoy hagamos es lo que habilitará el lugar donde estarán las autoescuelas en el mañana. No malgastemos el tiempo hoy pensando  en recuerdos o lo que pudo haber sido. Las oportunidades las tenemos delante con estos nuevos proyectos  de la DGT que seguramente reordenarán el Sector de las autoescuelas y nos darán oxigeno para subsistir. Estaremos y seremos testigos de una nueva etapa profesional de estos centros de formación vial..

Lo que bien se construya nos pertenece  y perdurará eternamente si somos sabios e inteligentes. Todo es la respuesta a una conducta: pregunta/respuesta; causa /efecto . El resultado dependerá de lo que aportemos y hagamos. ¿Al pasado o al futuro? Los éxitos se logran subiendo peldaño a peldaño hasta llegar a la cima para poder disfrutarlos.

La envidia que tienen algunos del buen hacer por el bien de la profesión, como dice el sabio lebrijano, es uno de los sentimientos más tóxicos y negativos, que apunta tanto a destruir a los envidiados o a sus dueños como a uno mismo.

Este ingrato sentimiento que tienen estos ciudadanos surge como el resultado de una estima pobre y lastimada, complejo de inferioridad, y una descalificación permanente de aquellos pueblerinos que sienten que no tienen capacidad ni condiciones para conseguir lo que otras personas más profesionales, sabias y honestas lograron.

                                            JOSE MANUEL LOPEZ MARIN

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.