LA HIPOCRESÍA Y EL CINISMO FENÓMENOS QUE VIVEN OCULTOS EN LAS CONCIENCIAS QUE NO QUIEREN SER REFLEXIVAS Y RACIONALES DE ALGUNOS PROFESIONALES


La mentira, tan abundante en estos tiempos por parte de “algunos”, como su hermana pequeña la”hipocresía” y su primo hermano el “cinismo”, son fenómenos que viven escondidos, ocultos, encerrados, ahogados en una conciencia que no quiere ser reflexiva, sana y racional o simplemente en aquel oscuro inconsciente de quién actúa con tales actos. Tanto el el mentiroso. el cínico como el hipócrita tienen la obligación o la necesidad interior de contar, de alguna forma, sus actuaciones perversas que en muchas ocasiones u oportunidades, se las concibe hasta como heroicas  para poder salir en la prensa como protagonistas de deleznables faenas codiciosas y hechos repudiables o repugnantes, como le ocurre siempre al pobre y pueblerino Dr. “algaideño“, que no pierde ocasión  ni comba para que rezume su veneno, prepotencia, avaricia y maldades.

Sabemos que la “hipocresía” es una actitud negativa que tienen determinados sujetos de los cuales sus acciones no se corresponden con aquello que dicen pensar y podríamos decir que es en ésta en la que tienen su base, las personas “hipócritas” actúan básicamente utilizando la falsedad o con el falseamiento de sus pensamientos.

En general, las personas que actúan de esta forma “hipócrita” y “mentirosa” suelen ser conscientes de la forma en la cual están actuando. Si embargo, lo hacen para conseguir beneficios, o alcanzar “notoriedad” con sus actos. Estos “hipócritas” fingen sus verdaderos sentimientos, creencias u opiniones con el objetivo de esconder los verdaderos por temor a una exclusión social o discriminación. Saben que a la “hipocresía” se le contrapone la “transparencia” y la “honestidad” de la que ellos carecen, cuando una persona es totalmente coherente entre su pensamientos y sus acciones y no tiene “doble discurso” como el caso que nos ocupa.

Existen personas que cuando actúan “hipócritamente” de manera constante y prolongada, como las que mencionaremos más adelante, puede ocurrir que terminen creyendo sus propias mentiras. Son individuos que non desean que sean conocidos sus verdaderos sentimientos o pensamientos, y, para poder lograrlo esconden sus verdaderas intenciones y aparentan tener una personalidad distinta, por ello, se dice que  los “hipócritas” no son de fiar y mucho menos representen un ejemplo a seguir.

Es sorprendente el “doble lenguaje” de Pons Seguridad Vial, donde está como asesor el ex/técnico, y ex/subdirector general de normativa de la DGT, Ramón Ledesma, que se atribuye ser el “Padre” de los cursos de sensibilización y reeducación vial , que dice que él salvó 40.000 vidas con este sistema, que en el año 2006 murieron 5.500 conductores y el año pasado solamente 1.126, Que hay un 62% menos de accidentes. Si funciona, nuestro país dejará de matarse al volante. Eso lo decía hace una década: que el sistema funciona. Pero donde el sólo fue un colaborador del sistema y del, en aquel entonces,  era subordinado del Director de la DGT Pére Navarro, actual Director y  principal artífice del PxP. La realidad y el éxito estuvo que todos los partidos políticos del momento se pusieron de acuerdo para llevar el proyecto a efecto como representantes de la ciudadanía en el Congreso de los Diputados. Luego el éxito fue  del “consenso” de todos al conseguir el bien común pretendido, no solo se puede colgar medallas una persona determinada como se dice  o pretende expresar en el artículo.

Lo sorprendente y alarmante es que Pons Seguridad Vial, que ha participado en el último concurso de licitación de la DGT, que aspiraba y se proponía  como gestor de doscientos y pico centros de sensibilización y reeducación vial, que perdió la licitación por resolución del Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales (TACRC), porque  a pesar de haber contado con antiguos técnicos expertos de la DGT, quedó fuera del concurso por deficiencias y anomalías en la documentación presentada. Para esta gente y demás licitantes no iba ser un “negociete”, ya que el concurso era libre y no restrictivo, solo someterse a las condiciones de los pliegos de condiciones de la Administración, que eran para todos iguales.

Por eso, es de una hipocresía y cinismo absoluto el censurar que el sistema es restrictivo y perjudica la libre competencia, cuando se ha perdido la licitación. Si era así,  por qué se presentaron al concurso con las doscientas y pico autoescuelas que eran clientas de la Editorial PONS. Eso si que era restrictivo y selectivo, si no les comprabas o eras cliente de su editorial no podías participar o aspirar a ser uno de sus centros elegidos. Así que, recordemos las palabras de Jesús delante de los fariseos cuando querían apedrear a la supuesta pecadora: el que este libre de culpa y pecado que comience a tirar la piedra. Ahora no estarían protestando ni siendo incoherentes.

Esta actitud de mentir con atrevimientos o descoco y defender o practicar de forma descarada, impúdica y deshonesta bondades que no se tienen, merece una total desaprobación y repudio. Si se pierde hay que aceptar la derrota, no aparecer como santones o gurús con falsas acusaciones y nuevas interpretaciones o argumentos como defensores del bien que les interesa y perdieron en buena lid.

El Sr.Mario Arnaldo, conocido por su notoriedad y ganas de salir en los periódicos, antes de decir que es un “negociete” de la CNAE, debería informarse del funcionamiento, de las personas, de los componentes y los gastos que tienen  estos centros. Ya que sus comentarios o declaraciones más que de persona sensata  y racional`parecen de charlatán  ignorante de feria arrabalera. Aunque por un lado, se cree que la hipocresía que practica cierta gente es inmoral porque va en contra de la honestidad, por otro lado se dice que en cierto modo es una herramienta, para así mantener a una sociedad sin conflictos, pues las personas pueden fingir sentimientos o pensamientos que afectarían a los demás. Este Sr. a veces, se ve obligado a defender situaciones o ideas que no coinciden con los valores que siempre ha defendido, lo cual no entiendo. Por su actitud, se siente satisfecho de comportarse de ese modo, puesto que lo comprende como una forma de abrirse paso en su “ego” entre los demás y redes sociales; lo comprende como una estrategia de ensalzar su autoestima y supervivencia dentro de la lógica de este mundo acelerado y actual lleno de intereses..

Audica, que es una sociedad mercantil  que aglutina a un grupito de autoescuelas descontentas y resentidas por no haber conseguido la primera licitación del PxP de la DGT, que se arrogan la representatividad de las autoescuelas españolas, curiosamente, muchos de sus miembros han pertenecido a Formaster y han participado en la primera licitación de la DGT y que han perdido, que posteriormente han montado otros grupitos que están liderados por gente que se ha enriquecido con los cursos de sindicatos y otros de Juntas de diversas Comunidades. Que como se les acabó la “teta”, estos avariciosos ven en ésto un  nuevo nicho de negocio para sus apetencias mercantiles y codiciosas. SON COMO LOS ALDEANOS, TIRAN LA PIEDRA Y ESCONDEN LA MANO. Es muy fácil hablar de conductas restrictivas y libertad de mercado como profetas cuando ellos nunca han hecho uso de ellas. Le recuerdo al pueblerino “algaideño”, que sólo el tenia en su provincia propuestos para él  en el PxP catorce centros, amén de los que tenía en otras provincias. Si llega a coger su organización la concesión: ¿Los iba repartir con otros centros?, entonces, ¿no sería practicas restrictivas o monopolistas como dice Audica y su lobby de abogados? Le recordaría a este hipócrita y cínico sujeto, que la hipocresía es la actitud de fingir determinadas ideas, sentimientos o cualidades que son absolutamente contrarias a las que en realidad se sienten, se tienen o piensan. A este elemento se le llena la boca hablando del “bien común”, el prójimo, etc…y por otro lado, implementa medidas o políticas, que poco beneficio traen al prójimo, a la profesión o al interés común de esta profesión y la propia sociedad. Debería recordar que:<<De todos es errar; solo del necio es perseverar en el error>>  Cicerón

                                                  José Manuel López Marín

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.