LA INSPIRACIÓN Y SUS BENEFICIOSAS CONSECUENCIAS PARA LOS PROFESIONALES DE LA FORMACIÓN VIAL


Llevo tiempo, más bien días, que me falta inspiración o ganas de escribir, cualquiera sabe porqué….pero, de repente, estoy y me siento activo. Pero pronto cogeré energía al escuchar la flamante e interesante intervención sobre seguridad vial, en el OISEVI de Madrid, del ínclito experto en seguridad vial Sr. Rojas de la acogedora y bella Costa Rica. Me sentiré reconfortado y alimentado por sus amplios conocimientos sobre la materia a exponer. Deseándole un completo éxito en su  magistral e importante intervención.

Sin duda alguna, la “inspiración” o lucidez que se nos presenta en algunos momentos de la vida y que sentimos los profesionales de la educación/formación vial, que favorece la creatividad, la innovación y la busca de soluciones a los problemas que tenemos en las autoescuelas, que son bastantes, diferentes, variopintos y complicados. La concepción de ideas novedosas que nos permitan emprender nuevas singladuras, proyectos, ecétera…, es especialmente lo que sentimos, perseguimos y deseamos crear algunos idealistas o visionarios, y lo que nos impulsa en dar ideas para tratar de conseguir el bien común, que sería una profesión dotada de bondades, excelencia y prestigio, que, a su vez, sea necesaria e imprescindible para la ciudadanía con el fin de dotarla de los conocimientos necesarios de los temas viales y alertarla de los peligros de los siniestros en el tránsito, consiguiendo con ello evitar muertes humanas y, por tanto, mejorando con ello la salud pública.

Este estilo se opone  al gusto por las reglas, rutinas y, a veces, al orden establecido, reivindicando el cambio y la creación personal según el grado de inspiración.

Según la Biblia, la inspiraciones, el concepto teológico según el cual las obras y hechos de los seres humanos íntimamente conectados con Dios, sobre todo en las escrituras del Antiguo o Nuevo Testamento, recibieron  una supervisión especial del Espíritu Santo, de tal forma, que las palabras allí registradas expresan de alguna manera, la revelación de Dios. Su origen está en el latín “inspiratio” y del verbo inspirare, que está compuesto del prefijo “in” (en) y el verbo spirare (respirar). Respirar profundamente y en sentido figurado “insinuar algo en el corazón de alguien“.

La”inspiración” en la composición artística va asociada a un brote de creatividad e imaginación. Ninguna persona puede decir que no tiene error y la capacidad de contener el error. Es importante entender que la inspiración de la cual la palabra habla, no es solo una motivación como la que se ve en las obras de arte u otras obras importantes y maravillosas.,o la que necesitamos en las autoescuelas.

La “inspiración” podemos considerarla como un fenómeno extraordinario, fugaz, breve y caprichoso, que aparece cuando le apetece y sin previo aviso, que no podemos provocar y menos controlar y que es una fuente inagotable de ideas, proyectos, planes, frases, imágenes e incluso sensaciones. Es la fuente, manantial y motor que hace que nos arranque la creatividad que tanto deseamos o pretendemos como profesionales de la educación/ formación vial.

Los antiguos griegos consideraban y creían que la inspiración era transmitida por las “musas”, pero en realidad es un suceso neurológico de extrema complejidad que sólo, recientemente, la ciencia comienza a llegar o alcanzar sus entrañas. Es tan enigmático que, aunque todos los profesionales lo conocemos y sabemos identificarlo cuando lo experimentamos, resulta sin embargo difícil de conocer y definir.

La Real Academia de la Lengua, lo define:<< Es un estadio emocional subjetivo, repentino y efímero en el que de manera concentrada experimentamos sentido y tras el que, generalmente, nos vemos motivados a actuar>> También es un estímulo que anima la labor creadora, en el arte, la ciencia u otras actividades. La inspiración en si, es una emoción y siempre ligada al misterio. Para muchos, es un momento de iluminación en el que nos sentimos atravesados  por un potente fogonazo, o que esa vivencia nos hace sentirnos como si nos elevaran sobre el suelo y nos ascendieran o llevaran al Parnaso. En cualquier caso, es algo que siempre sobrepasa lo humano y cotidiano.

Aunque la “inspiración” nunca la podemos provocar de forma directa, lo bueno es que hay factores que pueden favorecerla y llegar a estimular su aparición. Cierto es y de hecho, que existen personas que tienen con más frecuencia lapsus de inspiración que otras, que no podemos creer que sea debido a la personalidad de las mismas, sino  a lo que hacen para favorecer su aparición. Una de ellas es nuestro actual Director General de Tráfico, Sr. Pére Navarro, experto y sabio, lleno de inspiraciones que le han llevado a ser reconocido y denominado por muchos profesionales y expertos viales del otro lado del charco como un”apóstol de la seguridad vial  en aquellas hermanas y acogedoras tierras.

Frente a problemas profesionales o asuntos importantes, la mayoría de los profesionales tratan de concentrarse, de exprimirse el cerebro, sin darse cuenta que la inspiración funciona justamente al contrario del deseo

                                             José Manuel López Marín

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.